Oviedo: cabeza y corazón del Camino de Santiago

Estándar

Reza un antiguo dicho «quien va a Santiago y no al Salvador, visita al criado y deja al Señor», el Salvador está en la Catedral de Oviedo. La razón de este dicho, la podéis leer en el estupendo reportaje que ayer, 27 de Diciembre, se publicó en el Diario La Nueva España sobre la Catedral de Oviedo, y de todo lo que alberga en su interior, que no es poco precisamente.

La razón de este reportaje es sencillamente el explicar mas sobre la Historia del Camino de Santiago, ya que como todos sabréis, el 2010, será un nuevo Año Santo Compostelano.

Impresionante sería la palabra para describir lo que tenemos en ésta, la ciudad en la que nací y vivo.Yo sabía de muchas cosas, pero no de todas.  Por ello, y para quienes no lo hayáis podido leer, lo quiero compartir con todos, ya que la historia es maravillosa, y muchas veces no nos damos cuenta de lo que “tenemos en casa”, porque solemos valorar mas “lo de al lado”. Nos vamos de viaje por ejemplo a otros rincones del mundo, y visitamos monumentos sin parar, y muchos, tal vez, ni siquiera habéis visitado vuestra propia Catedral mirando cara rincón de la misma.

Oviedo: cabeza y corazón del Camino de Santiago

El descubrimiento del sepulcro del Apóstol, en 814, en tiempos de Alfonso II el Casto, marca el inicio de la primitiva ruta jacobea, que siempre tendrá un fuerte acento asturiano

Cámara Santa, ayer, con el Arca, en el centro, utilizada para trasladar las reliquias capitales desde Jerusalén.

JESÚS FARPÓN JESÚS FARPÓN Javier NEIRA

A cinco días de un nuevo año santo compostelano la mirada se vuelve inevitablemente hacia la catedral de Oviedo: ahí está la cabeza y el corazón de la más importante y extensa ruta de la cristiandad y aun de la humanidad entera.

En la primera década del siglo XI, don Ponce, obispo de Oviedo, intentó abrir el Arca Santa de la Catedral, pero tanto él como otras «personas que le acompañaban fueron cegados con la copiosa luz y soberano resplandor que salió de la misma Arca», según recoge Manuel Risco siete siglos después citando crónicas del Alfonso VI, quien, a su vez, en 1075, peregrino y acompañado por el Cid y otros nobles, intentó la misma operación.

Esta vez hubo éxito, sin duda gracias a la excelente preparación -«celebrada ya la misa con los obispos y los sacerdotes subieron a la Cámara Santa entre aromas de incienso y cánticos de clérigos» del rito toledano y del romano- de manera que «levi motu operientes» -con poco esfuerzo- accedieron a las reliquias que se custodiaban en el interior y levantaron dos actas del contenido del Arca que, como se sabe, había partido de Jerusalén en el siglo VII, huyendo del rey persa Cosroes II que había invadido Tierra Santa. De ahí por todo el norte de África, Toledo, el Monsacro asturiano y, finalmente, y hasta ahora, en la Cámara Santa de la catedral ovetense.

Pivotando, antes y después, sobre ese hecho capital por racional -un acta con unas firmas de la realeza, de la nobleza, del alto clero…- el Camino de Santiago tiene su semilla fundamental, cien desarrollos clave y mil avatares históricos en la catedral de Oviedo. En el arranque, en 814, está el descubrimiento de la tumba del Apóstol y la figura del rey Alfonso II, el mismo que llegó hasta Lisboa, tuteó a Carlomagno y patrocinó a su sobrino Bernardo del Carpio, victorioso en Roncesvalles. Y en cuanto a grado de sacralización no hay duda de la supremacía de Oviedo sobre Compostela porque no cabe comparar la sangre del Redentor que contiene el Santo Sudario astur con los restos mortales del Apóstol que se guardan en la cripta compostelana. De ahí el viejo dicho, según el cual «quien va a Santiago y no al Salvador, visita al criado y deja al Señor».

El Camino primitivo parte de Oviedo en el inicio del siglo IX y llega a Santiago. Después, cuando se universaliza, nace en varias fuentes europeas y cursa por la Meseta de manera que el santuario ovetense se convierte en imán de una derivada que nace en León y después de la visita a la Cámara Santa sigue la ruta primitiva, por el occidente interior astur, Fonsagrada y hasta el Finisterre cristiano.

En la catedral de Oviedo, inmediatamente contiguo a la Cámara Santa -y a sólo doce metros del controvertido nuevo edificio del Museo Arqueológico- está el cementerio de peregrinos, uno de los más destacados rincones históricos, artísticos y singulares de España y testigo genuino de aquel gigantesco movimiento de espiritualidad que recorrió el orbe cristiano y tuvo en Oviedo su origen y después, durante siglos y aún, una estación capital.

La Cámara Santa tiene una de las mejores colecciones de reliquias de toda la cristiandad

J. N. Ambrosio Morales, en tiempos de Felipe II, da cuenta de lo que había -y ahí sigue- en la Cámara Santa: «Sepa toda la congregación del pueblo católico digna de Dios cuyas son las insignes reliquias que aquí venera dentro de los lados preciosísimos de esta arca, conviene a saber: mucha parte del madero o cruz del Señor; de su vestidura, la cual fue echada en suerte, del deleitable pan del que comió en la Cena, de la sábana del Señor y de su Sudario, y de su Sangre Santísima. De la tierra santa que él con sus Santos Pies holló, de las Vestiduras de su Madre la Virgen María y también de su leche, lo cual es grande maravilla. Con estas están juntamente algunas muy principales Reliquias de Santos de los cuales escribimos aquí los nombres como pudimos. Conviene a saber: de San Pedro, Santo Tomás, San Bartolomé, de los huesos de los Profetas y de todos los Apóstoles y de muchos otros Santos cuyos nombres sólo la sabiduría de Dios los comprende. Para todas estas Reliquias el noble rey don Alfonso, dotado de humilde devoción, hizo este repositorio adornado y ennoblecido con prendas de los santos y por de fuera cubierto de plata y dorado con no pequeño artificio». Impresionante. Quizá no había en toda la cristiandad oferta semejante.

Anuncios

»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s